GutiELEz

Ideaciones y creencias de un profesor de ELE

Despedida por enseñar español de España

leave a comment »

La noticia se publicó hace días en medios españoles. Una profesora americana, Sarah Williams, fue despedida o, mejor dicho, no fue renovada, porque su acento es español y no latinoamericano. Sarah vivió en España durante 8 años; trabajó para la Universidad Europea de Madrid, en la que daba clases de inglés. A su vuelta a los EE.UU. llegó a recibir un premio por sus habilidades académicas en su ejercicio docente en la Universidad de Pittsburgh.

Pero vayamos a los hechos. Su jefa de departamento, una boliviana –Elizabeth Monasterios– que parece que solo quiere a latinoamericanos en el departamento de literatura y lengua hispánicas, consiguió que en octubre de 2010 no fuera renovado el contrato de Sarah Williams. Siempre según su abogado, “otros profesores en el departamento que eran de origen latinoamericano hicieron que Williams se sintiera incómoda por hablar español con un acento peninsular (es decir europeo) en lugar de latinoamericano”, dice la querella presentada. La denunciante asegura que ellos “se referían a los individuos no latinoamericanos en términos peyorativos, igual que la profesora Monasterios, que describía España como la tierra de ‘los opresores'”.

Bien, primero, existe lo que se llama la presunción de inocencia, y en este momento el proceso está en curso, de manera que no vamos a emitir juicios de valor precipitados. Segundo, parece que en los departamentos de español de los grandes centros de enseñanza de los EE. UU. la gran mayoría de los/las docentes es de origen latinoamericano. Tercero, la situación en Europa está más igualada, diría yo, incluso me atrevería a decir que hay una ligera ventaja a favor de los profesores oriundos de España.

Y la verdad, en mis años de ejercicio profesional en Alemania, no he percibido grandes animadversiones en contra de España o los españoles por parte de colegas de origen latinoamericano. Mas bien la relación entre nosotros es de respeto y camaradería. Incluso de interés por conocer las variantes lingüísticas de cada país hispanoamericano.

Ahora bien, fuera del ámbito profesional, es decir en la calle, sí he podido detectar algún resentmiento por causa de la colonización y sus consecuencias llevada a cabo por los españoles en América allá por los siglos XVI, XVII y XVIII. En el presente caso, podría haber sucedido que el recelo hubiera pasado al ámbito académico y profesional, y si se demostrara que así fue, el argumento de su abogado es incontestable: “No se puede utilizar la política académica para ajustar cuentas sobre la explotación que ocurrió hace siglos”. Se trataría de un claro caso de discriminación laboral, con indicios de mobbing. En fin, todo muy lamentable. Seguiremos informando.

Y por último colegas de EE. UU., cuidado con la página “Rate My Professors”

Anuncios

Written by Gutielez

diciembre 4, 2011 a 2:24 pm

Publicado en Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: